viernes, 7 de septiembre de 2007

Padre e Hijo

Querido hijo, no todo lo que brilla es oro. He visto caer algunas estrellas del cielo y quebrarse muchos bastones en los cuales uno confiaba para poderse sostener, por eso, quiero darte algunos consejos y decirte lo que yo encontré y lo que el tiempo me ha enseñado:

- Nada es grande si no es bueno y nada es verídico si no perdura.
- No te dejes engañar por la idea de que puedes aconsejarte solo y que conoces el camino por ti mismo.
- Este mundo material es para el hombre demasiado poco y el mundo invisible no lo percibe, no lo conoce, ahórrate, pues, esfuerzos vanos: no te aflijas y ten conciencia de ti mismo.
- Considerate demasiado bueno para obrar mal.
- No entregues tu corazón a cosas perecederas.
- La verdad, querido hijo, no es gobernada por nosotros... sino que nosotros debemos ajustarnos a ella.
- Ve lo que puedas ver y para ello usa tus propios ojos... y con respecto a lo invisible y eterno, atente a la palabra de Dios. Mantente fiel a la religión de tus padres [pues nuestra tradición es tu herencia espiritual].
- No desconfíes de nadie tanto como de ti mismo; dentro de nosotros vive el juez que nos enseña y cuya voz es más importante para nosotros que el aplauso de todo el mundo y la sabiduría de los griegos y egipcios; hazte el propósito, hijo, de no actuar contra su voz... y si algo piensas o intentas hacer, pónlo primero en la mente y pídele consejo a tu juez interno; al principio, él hablará únicamente en forma muy suave balbuceando como una criatura inocente, sin embargo, si honras su inocencia, soltará su lengua y te hablará en forma más perceptible.
- Aprende con gusto de los demás y escucha con atención donde se hable de sabiduría, dicha humana, luz, libertad, virtud... pero no confies inmediatamente en todo porque no todas las nubes llevan agua y existen diversos caminos para seguir.
- Hay quienes creen que dominan una materia porque hablan de ella... pero no es así, hijo mío, no se tienen las cosas por poder hablar de ellas: palabras sólo son palabras y ten cuidado si fluyen en forma demasiado hábil y ligera, pues los caballos cuyos carros están cargados de mercaderías avanzan con pasos más lentos.
- Nada esperes del trajín ni de los trajinantes y pásate de largo donde haya escándalo callejero.
- Si alguien quiere enseñarte sabiduría, mírale a la cara: si lo ves enorgullecido, déjalo, no bagas caso de sus enseñanzas por más famoso que sea.
- Lo que uno no tiene no lo puede dar, y no es libre aquel que puede hacer lo que quiere sino que es libre aquel que puede hacer lo que debe hacer, y no es sabio el que cree que sabe sino el que se percató de su ignorancia y logró sobreponerse a la vanidad.
- Piensa con frecuencia en cosas sagradas y ten la seguridad que ello te traerá ventajas y así serás como la levadura que fermenta la masa del pan.
- No desprecies religión alguna puesto que están consagradas al Espíritu y tú no sabes lo que pudiera estar oculto bajo apariencias insignificantes.
- Desdeñar algo es fácil, hijo, pero es mucho mejor comprenderlo.
- No instruyas a otros hasta que tú seas instruido.
- Acógete a la verdad, si puedes, y gustosamente permite que te odien a causa de ella; sabe sin embargo, que si tus cosas no son cosas de verdad, cuida de no confundirlas puesto que de ser así vendrán sobre ti las consecuencias; simplemente haz el bien y no te preguntes por lo que de ello resulte.
- Quiere sólo una cosa y ésa quiérela de corazón.
- Cuida de tu cuerpo, pero no de tal manera como si fuera tu alma.
- Obedece a la autoridad y deja que otros la discutan.
- Sé correcto con cualquier persona pero confíate difícilmente.
- No te mezcles en asuntos ajenos y, los tuyos, arréglalos con diligencia.
- No adules a persona alguna y no te dejes adular.
- Honra a cada quien según su rango y deja que se avergüence si no se lo merece.
- No quedes debiéndole a persona alguna, pero sé afable como si todos fueran tus acreedores.
- No quieras ser siempre generoso pero procura ser siempre justo.
- A nadie debes sacar canas, sin embargo, cuando obres con justicia, no te preocupes por ellas... -- Desconfía de la gesticulación y procura que tus modales sean sencillos y correctos.
- Si tienes algo, ayuda y da con gusto... y no por ello te creas superior; y si nada tienes, ten a mano un trago de agua fresca y no por ello te creas menos.
- No lastimes a doncella alguna y piensa que tu madre también lo fue.
- No digas todo lo que sabes, pero siempre debes saber lo que dices.
- No te apoyes en algún grande.
- No te sientes donde se sientan los burlones porque ellos son los más miserables de todas las criaturas...Respeta y sigue a los hombres piadosos, mas no a los santurrones.
- El hombre que tiene en su corazón verdadero temor a Dios es como el sol que brilla y calienta, aunque no hable.
- Haz lo que merezca recompensa, pero no pretendas obtenerla.
- Si tienes necesidades, quéjate ante ti mismo y ante nadie más.
- Lo mejor que puedes dar a un enemigo es el perdón. A un oponente tolerancia. A un amigo, oídos. A tu hijo, buen ejemplo. A tu madre, una conducta que la haga sentirse siempre orgullosa de ti. A tu prójimo, siempre caridad. A ti mismo, amor propio...Cuando yo muera ciérrame los ojos: no me llores...Ayuda y honra a tu madre mientras viva...

16 comentarios:

Nan dijo...

IMPECABLE!

Agregar algo más sería un pecado, que placer leerlo :)

Saludoss!!

lágrimas de mar dijo...

sabios consejos
como la vida misma

un beso

lágrimas de mar

angélica beatriz dijo...

Hermosa reflexión mi querido Sombra :-)

Gracias siempre...

Un beso grandote.

Naty dijo...

Sabio padre que da consejos que valen oro (y deben guardarse en el corazón)... Saluditos a la Sombra más radiante que mis ojos han visto... Feliz finde ;)

Miriam Jaramillo dijo...

Nuevamente de visita.Leerte es un placer.Sinceramente.

Lena...en algun lugar del mundo dijo...

Gracias por tu visita!

...y que lindos consejos del padre...todos nuestros hijos deberian recibir estos consejos...

Gracias,
Lena

Patricia Gold dijo...

Hola SOMBRA, me sorpendiste..!!
hermosos consejos para un hijo...
pero dile que se ame..y mucho y así aprenderá a amar a los demás..
las fotos son hermosas..como tu alma..mi guardespaldas privado..
un beso de sol, para que tu sombra no sea tan oscura..
:-)

Supermamá... dijo...

Sabiduría a raudales...amigo mío

Lástima que el hijo los tendrá que descubrir por si mismo, no vale la experiencia de otros para hacerla vida de uno...aunque, como padres, lo quisieramos.

Felíz semana
bss

Mar y ella dijo...

Me quede con 5.200 nudos en mi garganta.....esta muy emotivo....
Un abrazo
Mariella

Voy Por Más dijo...

INCREIBLE, ME GUSTO MUCHO PASAR POR TU BLOG, BESOS.

Darilea dijo...

Sabios consejos que me gustaría que siguiera la flor de mi jardín. Aunque la vida es el mejor profesor, nunca esta demás dar un plano del camino.
Besitos La sombra.

Agatho dijo...

Esto es una oda a nuestros padres... Con los años uno se va dando cuentalo sabio que son y en caso de estar ausente, cuanto hicieron falta... Amo a mi Padre, pero sobre todo lo admiro.. Por aguatarme como Hijo..

Gracias por pasar por mi ciber hogar... Y mejor aun por tomarte un Té junto a mi..

Saludos y cariños del Cazador de Sueños

La Sombra dijo...

Nan…primero que todo bienvenida por este lugar, y si…creo que esta todo lo que un padre debiera enseñar a su hijo para guiarlo en el largo camino de la vida.
Saluditos para ti.

Linda Lagrimita… espero que muuuuuchos lo lean y lo lleven a cabo con sus hijos…por lo menos alguno de los puntos enumerados.
Besos para ti.

Angelita…a veces son lindas las palabras, pero más lindo y difícil es llevarlas a efecto.
Mil besos para ti.

Naty, los consejos que los padres dan, los hijos debieran guardarlos en la mente para no equivocarse en la vida, y también en el corazón, pues los padres al enseñarles estas conductas lo hacen que los hijos no se equivoquen y puedan ser felices en su camino.
Saludos cordiales.

Miriam… me gusta que te gusten las líneas, poca poesía encontraras por estos lugares, ya que no ten la habilidad que tu tienes para bailar con las letras y hacerlas encajar.
Muchos Saludos a la distancia.

Lena, espero que estas líneas, por medio de los que la leen, se multipliquen para poder hacer hombres del futuro más felices.
Saluditos y también bienvenida por estos lares.

La Sombra dijo...

Como estas mi protegida Patricia…
Si uno no se quiere, menos quiere a sus hijos, esa es la primera enseñanza que debiera darle un padre a un hijo, el resto de la larga lista gira entorno a lo social, a su interrelación con el mundo.
Muchos besotes para ti.


Hola súper…bienvenida!!! Tienes razón, los maestros son los padres pero la escuela es la vida misma, la suma de los dos hará un hijo consecuente con el y con los demás.
Besitos cientos.


Mar y ella…ya te estaba extrañando!!! Si tienes razón, pero ahora que ya lo has leído lo tienes que llevar a efecto y cuando lo hagas te acordar donde lo leíste y esos nudos irán desapareciendo.
Un abrazo de oso para ti para que no te emociones mucho.


“ Voy por mas”… que bueno que te gustó cuando quieras ven por mas.
Besos para ti y bienvenido.


Mi linda Darilea muy de acuerdo con lo que dices.
Besitos para ti mi linda musa.


Como estas cazador, creo que al leer las líneas escritas, uno ve reflejado en cada letra lo que nuestros padres quieren o quisieron para nosotros, tal ves ellos, con sus palabras distintas, con medios de comunicación mas restringidos, trataron de entregarnos lo mismo y con el mismo amor que nosotros le entregaremos a nuestro hijos.
Un GRAN Abrazo cazador.

resonANSIAS MAGneticas dijo...

Sombra, bueno mi Padre ya murio, y no me queda la menor duda que los consejos jamas los echamos en saco roto., muchos de los que aqui aparecen los recibimos en acciones, en ejemplos, otros a manera de experiencias que ellos vivieron, que obvio no quieren que nosotros como hijos repitamos. no le sobra ni le falta nada a esto que has escrito. estoy segura que vendre a leerlo de nuevo. Te abrazo. esta hermoso este posteo.

@le dijo...

No había leido esto y honestamente me quedé sin palabras...

@